lunes, 27 de mayo de 2013

Música para bodas

Si uno escribe en Google "música para bodas" se puede encontrar de todo... sí, de todo; pero como es de suponer, abundan las numerosísimas propuestas de "animación" y "entretenimiento" para un "evento muy especial" (ahí queda eso). 

Por otra parte, hace unos días me llegaba un vídeo de una boda a través de una red social en el cual una novia canta a su novio durante el rito del matrimonio Quiéreme de Nuria Fergó. El vídeo ya lo han visto más de 8 millones de personas e incluso han llevado a la pareja al programa Tal cual lo contamos de Antena 3

Todo esto, sumado a un interés meramente científico... me llevó a compartir el vídeo en la misma red social con el título: ¡¡¡Vivan los novios!!! ¿¿¿Y ahora quién explica que esto no se debe hacer???



Los comentarios no se hicieron esperar (recojo sólo algunos como muestra del "trabajo de campo"):

– Si cuando me case me hacen eso... puff me derrito!!!
– Me diras, que aunque no litúrgico... si es muy muy bonito!!!
– ¿Por qué va a ser polémico? ¿Por qué no se puede hacer?
– La culpa la tiene el cura! Como siempre.
– Tú seguro que dices no. Aguafiestas!!
– ¿Por qué no se puede hacer?
– ¿Porque en una clara manifestación de amor, como es el matrimonio, donde los principales protagonistas son el hombre y la mujer no pueden disfrutar de un momento como este en la llamada celebración de la Eucaristía?

Sobre esta cuestión se podría escribir muchísimo, yo no sabría muy bien por donde empezar porque son muchos los frentes abiertos: ¿qué criterios existen sobre la música en las bodas? ¿qué actitud  debemos tomar los sacerdotes? ¿dónde está el límite de la creatividad de los novios? ¿se debe exigir a los músicos conocimientos básicos de liturgia?... sea como fuere, es un tema que debe ser tratado con urgencia por la salud de TODOS.

En el caso concreto de este vídeo...  es de manual... esto NO se puede hacer. 

Liturgia: hay que estar a lo que hay que estar; saber diferenciar el lugar y la acción litúrgica que se celebra de otro tipo de manifestaciones que se pueden hacer en la puerta de la Iglesia, en el convite o tirándose en paracaídas... pero ¿por qué durante la celebración del sacramento? Si bien es cierto que los ministros del sacramento del matrimonio son el novio y la novia (CEC 1623), no podemos perder de vista que el sacramento no es una mera manifestación de amor humano, éste se celebra en el marco de una acción litúrgica de la Iglesia con todo lo que ello implica.

Pastoral: A veces somos los sacerdotes los que debemos entonar el mea culpa. Puede resultar más fácil ceder y quedar bien justificando que lo que nos proponen es original, creativo y romántico... Y dejar pasar la oportunidad para optar por lo más difícil (aunque más adecuado), armarse de paciencia y explicar por qué en ese momento NO se puede hacer eso (pudiendo dar otras soluciones) a pesar de las malas caras que nos puedan poner. 

Teología: En ocasiones estos debates estriban en un problema de fe, o por los menos de "comprensión" (conocimiento). Sería justo preguntarse: ¿Nos creemos lo que celebramos o no? Si es que sí, "sólo Dios basta", es decir, aunque los ministros sean los novios... ¿Quién es el protagonista?. Es fácil caer en el enriquecer con originalidades porque lo que celebramos no nos llena, y buscamos que sea "nuestra celebración" y no la del Dios que se hace presente en nuestras vidas a través de la Iglesia que celebra.

Música: en la celebración del sacramento del matrimonio (con misa o sin misa) ya se establecen los criterios para la selección de cantos (no "músicas de relleno" como es habitual) que se deben interpretar teniendo en cuenta todo lo anterior y también lo recogido en el Concilio Vaticano II (SC 112-121) sobre la música: bondad de formas, santidad, participación de los fieles, etc. En conclusión, esta canción está fuera de lugar.  

Si convertimos (o confundimos) lo sacro en profano o lo profano en sacro... ¿qué nos quedará?

Oscar Valado

12 comentarios :

  1. Respuestas
    1. Gracias Álvaro... a ver si este es el comienzo de alguna entrada más sobre el tema.

      Eliminar
  2. Personalmente creo que sería muy positivo que en los conservatorios diesen algún tipo de formación sobre el tema. Con la cantidad de música religiosa que,afortunadamente tenemos, no es normal que suenen en las bodas música de películas e incluso de telenovelas. También los sacerdotes, deberían supervisar las obras para evitar llevarnos sorpresas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Has dado en el clavo, Pili...
      aunque fuese una "optativa", creo que sería muy interesante. Al fin y al cabo la música (y los músicos) –de una forma u otra– está en continua relación con la iglesia:
      Ej. Bodas, conciertos, fiestas patronales, etc.
      Si un músico cobra por un "servicio" se le presupone profesionalidad, o por lo menos un mínimo de formación en la materia.
      Por esta razón, es muy necesario que se conozcan los criterios para la interpretación de música en una iglesia dependiendo si es una acción litúrgica, un encuentro de oración con música, un concierto, etc.

      Eliminar
  3. Basado en las enseñanzas del Concilio Vaticano II, Benedicto XVI destacó que tanto la música sacra como el canto “son más que un embellecimiento del culto”, pues “ellos mismos son parte de la acción litúrgica”. “La solemne música sacra con coro, el órgano, la orquesta y el canto del pueblo no es un agregado que enmarca o hace agradable la Liturgia, sino un importante medio de participación activa en el culto”, Benedicto XVI dixit.

    ResponderEliminar
  4. Es difícil hacer entender a la gente de los coros o a los que contratan un coro, que lo que se canta no es lo correcto, o como tú bien dices, NO se puede hacer? durante muchos años nadie se ha preocupado de controlar lo que se debía y lo que no se debía cantar durante la Liturgia.
    En la mayor parte de las parroquias pequeñas,los integrantes del un coro, no tienen ni formación musical ni litúrgica...Estoy de acuerdo con Pili, los párrocos debieran supervisar e implicarse un poco más.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué razón tienes Ángeles!!! (se nota tu experiencia)
      Foros como este pueden ser una oportunidad para compartir experiencias, solucionar alguna duda... en definitiva... interactuar y buscar iniciativas para mejorar una realidad que muchas veces nos puede desanimar.
      En comunión se pueden hacer muchísimas cosas.
      Un fuerte abrazo y gracias por compartir.

      Eliminar
  5. Buenas noches: Las entradas del blog son muy interesantes. Como miembro de la comunidad catolica, puedo asegurar que gracias a este blog, he entendido cabalmente la estructura misma de la misa además del papel de la música en ella.
    Esta entrada es muy importante para mi, ya que como músico he tenido la oportunidad de conocer mucha música sacra, y hasta hace poco diferenciar entre las diferentes corrientes religiosas (protestantes, ortodoxas, catolicas, etc).
    Ahora que mi paraeja y yo hemos decidido casarnos queremos unir nuestras experiencias para llevar a cabo una ceremonia religiosa apropiada.
    La experiencia que tenemos en la ciudad de México es de cierta permisividad que alguna veces llega al exceso (justo como lo detalla en esta entrada).
    Nuestra apuesta es informarnos sobre la manera adecuada de incorporar la música a la ceremonia religiosa, de tal manera que sea un acto de devoción y fe, y no un mero espectáculo.
    En verdad agradeceríamos mucho poder entrar en contacto con usted. Ya le he mandado una solicitud a través de Google.
    Mi correo: ock2403@gmail.com
    MUchísimas gracias por el tiempo dedicado a escribir este blog. Saludos fraternales

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por sus palabras. Y enhorabuena por ese futuro enlace. Que Dios os bendiga!

      Eliminar
    2. Muchas gracias. Mi pareja y yo estamos muy emocionados. Respecto a nuestra intención de incorporar una música apropiada, tenemos algunas dudas. Agradeceríamos mucho su guía.
      1) ¿La estructura y orden de los cantos de la misa de bodas se conserva?.
      2) He consultado el GRADUALE SIMPLEX, y contiene 18 misas (kyriale) y otras más para el ORDINARIO. ¿como escoger la apropiada?
      3) La misa esta programada para el Sábado 9 Julio (Semana 32). ¿Como elegir los cantos para el PROPIO del GRADUALE ROMANUM?.
      4) He consultado el LIBER USUALIS, que contiene el PROPIO de una boda nupcial. ¿Existe alguna consideración especial para utilizarla?
      En verdad agradezco el tiempo que dedica a este blog.
      Saludos y bendiciones desde México.

      Eliminar
    3. Son muchas preguntas. En este enlace encontrará alguna respuesta porque son unas "orientaciones para músicos": https://drive.google.com/file/d/0B182sbM3ZZSBb2tnNVlIU3dLdFU/view?usp=sharing
      Ahí encontrarán un correo electrónico al que me podrán escribir si lo desean. Un cordial saludo desde Santiago de Compostela (España).

      Eliminar
    4. Muchísimas gracias. Es de gran ayuda el tiempo que le dedica a este espacio.

      Eliminar

Anímate a comentar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...